Liposucción

Moldeamiento de silueta

La lipoescultura es un procedimiento quirúrgico utilizado para extraer parte del tejido adiposo de algunas zonas del cuerpo especialmente el abdomen, los muslos, las nalgas, los brazos y el cuello, con el fin de moldear la silueta.

La liposucción adelgaza y remodela áreas específicas del cuerpo eliminando el exceso de depósitos de grasa y mejorando el contorno y la proporción de su cuerpo.

La liposucción no es un tratamiento para la obesidad ni un sustituto de una dieta y ejercicio adecuados. Tampoco es un tratamiento efectivo para la celulitis, la piel con hoyuelos que generalmente aparece en los muslos, las caderas y las nalgas, o la piel flácida y floja.

Las técnicas de liposucción se pueden utilizar para reducir los depósitos de grasa localizados de:

  • Muslos
  • Caderas y glúteos
  • Abdomen y cintura
  • Parte superior de los brazos
  • Espalda
  • Rodilla interna
  • Area del pecho
  • Mejillas, mentón y cuello
  • Pantorrillas y tobillos

La liposucción se puede realizar sola o junto con otros procedimientos de cirugía plástica, como un estiramiento facial, una reducción de senos o una abdominoplastia. Sin embargo a mayor número de procedimientos, más larga será la cirugía y esto aumenta los riesgos quirúrgicos, es decir pueden presentarse mayores y serias complicaciones.

Si le molesta el exceso de depósitos de grasa, ubicados en cualquier parte de su cuerpo, que no responden a la dieta o al ejercicio, la liposucción puede ser adecuada para ti, tanto en hombres como en mujeres.

Los candidatos y candidatas ideales para la liposucción son:

  • Adultos con un IMC Indice de Masa Corporal (peso/talla2) menor de 30, es decir que no estén obesos, ademas que tengan una piel firme y elástica y un buen tono muscular.
  • Personas sanas que no tengan una enfermedad que ponga en peligro la vida o afecciones médicas que puedan afectar la curación.
  • Personas que no sean fumadoras o que hayan suspendido el consumo de cigarrillo al menos un mes antes de la cirugía y estén comprometidas en no fumar los tres meses siguientes de operados.
  • Personas con una perspectiva positiva y objetivos específicos en mente para el contorno corporal.

Durante la consulta, discutiremos:

  • Tus objetivos quirúrgicos.
  • Condiciones médicas, alergias a medicamentos y tratamientos médicos.
  • Medicamentos, vitaminas, suplementos a base de hierbas, alcohol, tabaco y consumo de drogas.
  • Cirugías previas.
  • Evaluare tu estado de salud general y cualquier condición de salud o factor de riesgo preexistente susceptible de modificar para disminuir riesgos quirúrgicos.
  • Tomar fotografías.
  • Analizaremos tus opciones de liposucción.
  • Recomendare un plan de manejo y tratamiento antes, durante y después de la cirugía.
  • Discutiremos los posibles resultados de la liposucción y cualquier riesgo o posible complicación.

Antes de la cirugía:

  • Realizarse pruebas de laboratorio.
  • Evaluación por otros especialistas, como por ejemplo anestesiólogo u otros según se requiera.
  • Tomar ciertos medicamentos o ajustar sus medicamentos actuales.
  • Deja de fumar al menos un mes antes y tres meses después de la cirugía.
  • Evite tomar aspirina, medicamentos antiinflamatorios y suplementos de hierbas, ya que pueden aumentar el sangrado.

La liposucción debe realizarse en un centro quirúrgico acreditado, un centro quirúrgico ambulatorio autorizado o en un hospital. Asegúrese de hacer arreglos para que alguien lo lleve y recoja de la cirugía y que se quede con usted al menos la primera noche después de la cirugía.

Asegúrese de hacer preguntas. Es muy importante aclarar tus dudas e inquietudes con tu cirujano plástico sobre la liposucción. Es natural sentir algo de ansiedad, asociado con la cirugía, los cuidados antes, durante y después además de un poco de estrés preoperatorio. No dude en comentar estos sentimientos con su cirujano plástico.

Algunos aspectos adicionales a tener en cuenta:

1 – Anestesia

Los medicamentos se administran para su comodidad durante el procedimiento quirúrgico. Las opciones incluyen anestesia local, sedación intravenosa y anestesia general. Tu doctor en compañía con el anestesiólogo te recomendarán la mejor opción para ti. En la mayoría de los casos se requiere anestesia general, para lograr unos resultados satisfactorios. 

2 – La incisión quirúrgica o las cicatrices en la piel.

La liposucción se realiza a través de incisiones pequeñas y discretas. Primero, se infunde anestesia local diluida para reducir el sangrado. Luego, se inserta un tubo delgado y hueco, o cánula, a través de las incisiones para ablandar el exceso de grasa con un movimiento controlado hacia adelante y hacia atrás, esto puede tener asociado una fuente de energía que ayuda en este proceso, bien sea ultrasonido, Vaser, Sonoca, laser, etc. Luego, la grasa desprendida se succiona del cuerpo utilizando una aspiradora quirúrgica o una jeringa unida a la cánula.

3 – Los resultados.

Los cambios en el contorno corporal serán evidentes una vez que disminuya la hinchazón y la retención de líquidos que se experimentan comúnmente después de la liposucción, esto puede tomar de 3 a 6 meses dependiendo del proceso de cicatrización de cada paciente. Sin embargo en la primera semana luego de la cirugía es notoria el moldeamiento corporal logrado, pero con la persistencia de zonas inflamadas y con cambios de coloración. Con prácticas continuas de dieta saludable y ejercicio, la pérdida de exceso de tejido graso debe mantenerse permanentemente. Sin embargo, un aumento de peso sustancial puede alterar los resultados.

Riesgos de la Liposucción.

La decisión de someterse a una liposucción es extremadamente personal. Es importante tener claridad sobre los riesgos y beneficios de la cirugía antes de decidir si los beneficios lograrán sus objetivos y si los riesgos y las posibles complicaciones son aceptables. Se le pedirá que firme formularios de consentimiento para asegurarse de que comprende completamente el procedimiento y los riesgos y posibles complicaciones. En la sección Riesgos Quirúrgicos de mi página web encontrarás con mayor detalle estos riesgos, te sugiero los leas y los discutas conmigo o mi equipo de salud para que tengas claridad de los mismos. 

Los riesgos incluyen:

  • Riesgos de la anestesia.
  • Moretones, morados o cambios de coloración en la piel.
  • Cambio en la sensación de la piel que puede persistir indefinidamente.
  • Daño a estructuras más profundas como nervios, vasos sanguíneos, músculos, pulmones y órganos abdominales, que incluso requiera otras cirugías y cicatrices extensas.
  • Trombosis venosa profunda, complicaciones cardíacas y pulmonares.
  • Acumulación de fluidos, seromas.
  • Infección.
  • Contornos irregulares o asimetrías.
  • Pigmentación irregular.
  • Necesidad de cirugía de revisión.
  • Hinchazón persistente.
  • Cicatrización deficiente de heridas.
  • Piel flácida o ondulada, empeoramiento de la celulitis.
  • Hinchazón.
  • Quemadura térmica o lesión por calor por ultrasonido con la técnica de lipoplastia asistida por ultrasonido.

Estos y otros riesgos se discutirán completamente antes de la cirugía y deberá entender todo esto antes de firmar su consentimiento. Es importante aclarar todas sus preguntas directamente con su cirujano plástico.

A veces, se pueden requerir procedimientos secundarios para reducir el exceso de piel. Se necesitan consideraciones especiales cuando se succionan grandes cantidades, generalmente más de cinco litros de grasa.

Recuperación luego de la liposucción.

Una vez que se completa su procedimiento, una prenda de compresión, faja o vendajes elásticos pueden cubrir las áreas de tratamiento. Estos ayudan a controlar la hinchazón y comprimen la piel a los nuevos contornos de su cuerpo. Además, se pueden colocar pequeños drenajes temporales en las incisiones existentes debajo de la piel para eliminar cualquier exceso de sangre o líquido, yo especialmente utilizo drenes en la parte posterior baja de la espalda o región lumbo sacra, los cuales dejo los primeros días.

Recibirás instrucciones específicas que pueden incluir cómo cuidar el sitio quirúrgico y los drenajes, medicamentos para aplicar o tomar por vía oral para ayudar a la curación y reducir el potencial de infección, signos específicas que debe mirar en el sitio quirúrgico o en su salud general, para consultar inmediatamente o contactar el cirujano y cuándo hacer un seguimiento o cita de revision con su cirujano plástico o equipo de salud.

Asegúrese de hacerle preguntas específicas a su cirujano plástico sobre lo que puede esperar durante su período de recuperación individual:

¿A dónde me llevarán después de que termine mi cirugía?
¿Qué medicamento me darán o me recetarán después de la cirugía?
¿Tendré apósitos / vendajes después de la cirugía?
¿Cuánto tiempo llevaré la prenda de compresión?
¿Se quitan los puntos? ¿Cuando?
¿Cuándo puedo reanudar la actividad y el ejercicio normales?
¿Cuándo regreso para recibir atención de seguimiento?

Pueden pasar varios meses hasta que la hinchazón se disipe o desaparezca por completo.

Resultados.

El contorno corporal mejorado será evidente cuando disminuya la hinchazón y la retención de líquidos que se experimentan comúnmente después de la liposucción, lo cual puede tardar varios meses después de la cirugía.

Los resultados de la liposucción serán duraderos, siempre que mantenga un peso estable y una adecuada condición física general. A medida que su cuerpo envejece, es natural perder algo de firmeza, pero la mayor parte del cambio debería ser relativamente permanente.

Aunque se esperan buenos resultados de su procedimiento, en cirugía cosmética y al tratarse de seres vivos con múltiples variables antes, durante y después no es posible hablar de garantía en los resultados. Personalmente sigo los estándares del cuidado de mis pacientes en entornos seguros y de calidad con el fin de obtener los mejores resultados. En algunas situaciones, puede que no sea posible lograr resultados óptimos con un solo procedimiento quirúrgico y puede ser necesaria otra cirugía. No es posible mejorar el tono de piel laxo con la liposucción.

Seguir las instrucciones de su médico es clave para el éxito de su cirugía. Es importante que las incisiones quirúrgicas no estén sujetas a una fuerza excesiva, hinchazón, abrasión o movimiento durante el tiempo de curación. Su médico le dará instrucciones específicas sobre cómo cuidarse.

Costos.

El costo siempre es una consideración en la cirugía electiva. El costo de la liposucción de un cirujano puede variar según su experiencia, el tipo de procedimiento utilizado y especialmente la cantidad de liposucción requerida, por esto es difícil tener una tarifa fija, por esto se requiere una valoración completa que incluya el examen físico, sin embargo es posible realizar una cita de teleorientación bien sea por video sincrónica o por medio de fotos o videos asincrónica para obtener un presupuesto tentativo. Puedes solicitar tu cita de teleorientacion sin costo diligenciando el formulario online https://drlopezrios.com/ y obtener un presupuesto tentativo. 

El costo incluye:

  • Honorario del cirujano.
  • Costos hospitalarios o de instalaciones quirúrgicas.
  • Tarifas de anestesia.
  • Recetas de medicamentos.
  • Prendas postoperatorias o fajas.
  • Pruebas medicas o examen de laboratorio.
  • Seguimiento luego de cirugía o postoperatorios.
  • Póliza de salud en caso de complicaciones.
  • Implantes o dispositivos médicos que se vayan a implantar.

La mayoría de los seguros médicos no cubren la cirugía estética ni sus complicaciones.

Su satisfacción implica más que una tarifa:
Al elegir un cirujano plástico para la liposucción, recuerde que la experiencia del cirujano y la seguridad que se brinda son más importantes que el costo final de la cirugía.

Verifique que el cirujano que va a realizar su cirugía cumpla con estos requisitos.

  • Completar al menos cuatro años de formación quirúrgica después de la escuela de medicina con una residencia en cirugía plástica.
  • Graduado de una escuela de medicina acreditada.
  • Educación médica continua.
  • Realizar la cirugía en instalaciones quirúrgicas certificadas y aprobadas por los estandares del gobierno nacional.